incapacidad del seguro social

La Evidencia médica usada en una reclamación por incapacidad del Seguro Social

            La Incapacidad del Seguro Social (SS) en Puerto Rico se le otorga a aquellas personas que, debido a un impedimento físico o mental severo, no pueden trabajar haciendo el trabajo que hacían antes o cualquier otro trabajo más sencillo.

Por lo tanto, el enfoque del examinador de incapacidad del SS al tomar la decisión no es solamente si un solicitante tiene una condición médica incapacitante, sino también determinar si la condición médica es lo suficientemente grave y de larga duración para evitar que el reclamante sea capaz de realizar cualquier tipo de trabajo que sea más sencillo al que hacia anteriormente.

Debido a que hay muchas variantes y excepciones, recomendamos que consulte todo esto con los abogados de seguro social llamando hoy mismo al 787-344-9219 para tener una consulta gratis y confidencial.

¿Qué tan severa debe ser su condición antes de que se le pueden otorgar beneficios por incapacidad?

            La única manera para que un examinador de incapacidad pueda determinar si usted está incapacitado es mediante la revisión de los récords médicos. Lo ideal sería que, al momento antes de solicitar la incapacidad, usted ya haya recibido tratamiento médico de al menos un doctor especializado en su condición.

            Es importante señalar aquí que, para el SS, no todas las fuentes de tratamiento médico son “aceptables” y determinantes de una incapacidad. Los médicos con licencia, psiquiatras y psicólogos son fuentes aceptables, y sus récords médicos pueden ser utilizados para ayudar a aprobar una reclamación por incapacidad. Sin embargo, los Quiroprácticos, acupunturistas, masajistas, etc., no son fuentes médicas aceptables, y las opiniones de estas personas no van a tener prácticamente ningún peso con el examinador.

            Si está considerando presentar una reclamación por incapacidad, el mejor curso de acción es documentar sus síntomas y el diagnóstico a través de un médico con licencia (o su profesional de la salud mental – psiquiatra -, si la base de su reclamo es un trastorno mental). Trate de ver a un médico que sea un especialista en el campo por su particular tipo de trastorno. La opinión de los generalistas o internistas, aunque puede ser aceptada por el SS, no tiene el mismo peso que la opinión de un especialista.

            Los especialistas son, por ejemplo, un médico ortopédico para la espalda o dolor de cuello, o un médico especializado en el tratamiento del dolor (algunos anestesistas realizan este tipo de tratamiento ahora, así como los médicos que se especializan en la rehabilitación física y médica), y un psiquiatra para el tratamiento de depresión, trastorno bipolar, etc… Sin embargo, aunque los récords de su médico de familia podrían ser considerados, no son tan útiles o importantes para su caso como la opinión de un médico especialista.

            Además de asegurar que usted tiene evidencia médica suficiente para respaldar su reclamo, también debe proporcionar al Seguro Social con la información de contacto correcta para todos los médicos de los que ha recibido tratamiento. Frecuentemente, le puede tomar a un examinador de incapacidad varios meses para recibir los récords de los médicos y esto puede retrasar una decisión sobre su reclamo. Asegúrese de que le ha suministrado al SS con los nombres correctos, direcciones y números de teléfono para asegurarse de que esta parte del proceso no se atrase.

            Al determinar la evidencia médica que presentará para su aplicación, también son importantes las notas o récords del médico del Hospital o las clínicas ambulatorias, etc… Todos los resultados de las pruebas médicas que apoyan su reclamo, tales como MRI, resonancias magnéticas, tomografías, radiografías, pruebas de laboratorio o cualquier examen mental realizados por un psiquiatra o psicólogo son fuentes válidas de pruebas médicas y deben ser incluidos en su récord.

            Hay una última cosa a tener en cuenta sobre los récords médicos, y es que, incluso si ha recibido tratamiento durante varios años para su deterioro, los récords no necesariamente van a indicar que usted no puede trabajar. ¿Por qué? Debido a que los médicos en general, mantienen notas para sí mismos y no para los examinadores de incapacidad del SS. Los doctores se preocupan por su salud física o mental en lugar de la capacidad del paciente para trabajar.

            Por lo tanto, si usted está presentando un reclamo de incapacidad, es una buena idea hacérselo saber a su médico para que este le indique su opinión en base al tratamiento que le ha dado. De esta manera se puede determinar si su médico se inclina a ayudarlo en su reclamo, o si no va a ser de ninguna ayuda porque (a) no quiere molestarse con eso o llenar papeles; o (b) cree que usted si puede trabajar a pesar de sus condiciones médicas.

            Si encuentra que esta es la actitud o creencia de su médico, lo mejor que puede hacer es encontrar otro médico más comprensivo o que se especialice en su condición particular. Siendo realistas, si su médico no está dispuesto a declarar que está incapacitado, será poco probable que el Seguro Social determine que usted está incapacitado.

            También puede pedirle a su médico que le llene un formulario de RFC, que detalle su capacidad residual funcional (las cosas que no puede hacer a la luz de su deterioro). Estas formas son bastante básicas, y no deben de tomarle a un médico más de 10 o 15 minutos para completar.

            El beneficio de un RFC es que le dice al examinador de incapacidad (o el juez si su reclamo está al nivel de vista) exactamente lo que está física o mentalmente capaz de hacer. Esto es mucho más fácil de entender para la mayoría de los profesionales no médicos que las notas del médico o récords médicos, y por lo tanto podría ser decisivo para ganar una reclamación por incapacidad.

            Si usted entiende que está incapacitado y no puede trabajar a causa de una médica, llame al 787-344-9219 para una consulta con un abogado de Seguro Social aquí mismo en Puerto Rico o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com

          Recuerde que nada de lo anterior debe ser considerado como consejo legal y es solo para información general. Todo lo anterior tiene que ser corroborado directamente con el Seguro Social y/o con un abogado de seguro social para que le brinden más detalles y verifiquen la información.

[contact-form-7 404 "Not Found"]

Tags: , , ,

Trackback from your site.

Leave a comment