La Incapacidad del Seguro Social por una Depresión Mayor Severa

La Incapacidad del Seguro Social por una Depresión Mayor Severa

La depresión es la segunda condición médica más común para solicitar la incapacidad del Seguro Social.  La depresión en sus diversas formas (depresión mayor, distimia y trastorno depresivo persistente) es un tipo de trastorno del humor caracterizado por agotamiento, tristeza, sentimientos de desesperanza y de insuficiencia o minusvalía.  Al mismo tiempo, una persona en depresión a menudo sufre de una sensación de fatiga y disminución de los niveles de energía. Muchas personas con depresión también padecen de “anhedonia”, que es la pérdida de interés en las cosas que le gustaban antes como, por ejemplo, compartir con sus amigos o disfrutar de algún hobby.  La falta de motivación para las personas con anhedonia puede ser una limitación clave en el trabajo y hasta puede afectar la capacidad para completar las tareas en el trabajo. Debido a que hay muchas variantes y excepciones para esta condición, siempre recomendamos que consulte su caso de incapacidad con los abogados de seguro socialllamando al 787-344-9219para una consulta gratis y confidencial aquí mismo en Puerto Rico.

¿Cómo me puedo incapacitar por depresión?

Muchas personas sufren de depresión debido a situaciones emocionalmente dolorosas (la muerte de un ser querido, un divorcio etc…), pero en su mayor parte, estos períodos de depresión son de corta duración. Sin embargo, si una persona tiene un episodio de depresión con síntomas diarios graves que duran dos semanas o más, su condición puede ser considerada como una depresión clínica. La depresión clínica interfiere con la capacidad de una persona para bregar con las tensiones y las obligaciones diarias, a menudo no pueden funcionar eficazmente en su vida diaria, ni tampoco en las actividades laborales y familiares.

La depresión puede ocurrir debido a factores biológicos y genéticos, así como factores ambientales. Las personas pueden estar predispuestas a la depresión y la enfermedad puede ocurrir entre varios miembros de una misma familia. El estrés y otros factores ambientales también están vinculados a la depresión.

Listado de Incapacidad del Seguro Social para una Depresión Mayor Severa

Para tener derecho a incapacitarse, una persona con depresión mayor debe cumplir con ciertos criterios específicos que se encuentran en la lista de condiciones del Seguro Social. La depresión está cubierta por el Seguro Social en el listado de deterioro 12.04, el cual cubre síntomas depresivos y bipolares. El listado ofrece una lista de los síntomas y una lista de los problemas funcionales que debe tener el paciente para estar incapacitado. Es altamente recomendable que su abogado de Seguro Social le argumente a dicha agencia por qué usted cumple estos requisitos.

En primer lugar, para tener derecho a la incapacidad del Seguro Social por depresión, hay que demostrar que usted tiene una depresión severa con, por lo menos, cinco de los siguientes síntomas:

  • estado de ánimo deprimido;
  • disminución del interés en casi todas las actividades;
  • alteración del apetito (falta de apetito o comiendo en exceso) y que resulte en un cambio en el peso;
  • trastornos del sueño (insomnia o durmiendo demasiado);
  • agitación psicomotora o lentitud psicomotora;
  • dificultad para concentrarse, prestar atención o pensar;
  • sentimientos de inutilidad, minusvalía o culpa; y/o
  • pensamientos de muerte o suicidio.

 

Además de tener al menos cinco de los síntomas mencionados anteriormente, también debe cumplir con los criterios “funcionales” para demostrar que usted tiene una pérdida de capacidad debido a un trastorno mental. En general, debe tener una limitación extrema en al menos una de las siguientes áreas, o una limitación “marcada” en por lo menos dos de las siguientes áreas:

  • problemas extremos para entender, recordar o aplicar información (en otras palabras, la capacidad de entender instrucciones, aprender cosas nuevas, aplicar nuevos conocimientos en las tareas, y utilizar su criterio al tomar las decisiones);
  • problemas interactuando socialmente con las personas (la capacidad de comportase apropiadamente con los demás);
  • problemas extremos para concentrarse, mantener persistencia, o mantener un ritmo apropiado en la realización de tareas (la capacidad para completar las tareas); y/o
  • la adaptación o la gestión de uno mismo (que tiene habilidades personales prácticos como poder pagar sus facturas, cocinar, ir de compras, vestirse, y tener una buena higiene).

Alternativamente, si no se puede demostrar que actualmente tiene las limitaciones funcionales anteriores, ya que ha estado viviendo en un ambiente sumamente protegido o sometido a terapias intensas semanales, puede ser capaz de cumplir un segundo conjunto de criterios funcionales. Esto se puede hacer si su trastorno se ha documentado médicamente como grave y persistente durante un período de al menos dos años y puede demostrar que ha estado viviendo en un entorno altamente estructurado o recibiendo tratamiento médico mental intensivo para tratar de disminuir los síntomas de su trastorno mental. También debe demostrar que tiene una capacidad mínima para adaptarse a las demandas de su vida diaria o a los cambios en su entorno.

Este segundo conjunto de criterios funcionales reconoce que hay algunas personas que no pueden mostrar síntomas tales como no interactuar bien con los demás o ser capaces de cuidar de sí mismos, porque viven en situaciones altamente protegidas y supervisadas que hacen que sus capacidades funcionales parezcan ser mejores a lo que sería el caso de situaciones de la vida real donde el estrés y las exigencias sobre ellos serían mayores.

Si usted entiende que está incapacitado y no puede trabajar a causa de una depresión mayor severa, llame al 787-344-9219 para una consulta gratis con un abogado de Seguro Socialaquí mismo en Puerto Rico o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com

Recuerde que nada de lo anterior debe ser considerado como consejo legal y es solo para información general. Todo lo anterior tiene que ser corroborado directamente con el Seguro Social y/o con un abogado de seguro social para que le brinden más detalles y verifiquen la información.

 

Continue Reading No Comments

Como llenar el Informe de Función del Seguro Social

¿Cómo se llena el Informe de Función que le envía el Seguro Social cuando reclama la incapacidad?

Llenar el informe de función que pide el Seguro Social puede ser un proceso complicado, extenso, frustrante e intimidante para una persona que está solicitando la incapacidad.  Debido a lo complicado que son las diferentes condiciones médicas, muchos pacientes no saben qué escribir en ese informe de función o no entienden bien las preguntas. Es sumamente importante que usted exprese en ese formulario cómo le afectan sus condiciones médicas en el diario vivir e identificar todas las limitaciones que tiene ahora. No expresar correctamente sus limitaciones en el informe de función pudiese conllevar la denegatoria de su caso de incapacidad.  Debido a la complejidad del informe y las consecuencias graves que puede tener el no llenar correctamente el formulario, siempre recomendamos que consulte su caso de incapacidad con los abogados de seguro social llamando al 787-344-9219. La consulta es gratis y confidencial aquí mismo en Puerto Rico.

Si su condición médica no cumple con un perfil de la Administración del Seguro Social (SSA), entonces la SSA necesitará más información de usted, incluyendo cómo su incapacidad afecta a su vida cotidiana. Ese es el propósito del formulario SSA-3373, que también se conoce como el Informe funcional.

¿Por qué este formulario es importante para su reclamación por incapacidad?

Si recibe un formulario de informe Funcional del Seguro Social, debe llenar y devolverlo en el plazo definido. El formulario pide información sobre su día a día o las “actividades de la vida diaria”, incluyendo:

  • Dónde y con quién vive;
  • Si usted se preocupa por otras personas o mascotas;
  • Si necesita ayuda de otras personas en la realización de actividades;
  • La información sobre cómo comprar, completar las tareas del hogar, preparar las comidas y cuidar de sí mismo;
  • Verificar si usted conduce un vehículo o cómo va a los sitios;
  • Los detalles de su vida personal, incluyendo sus hobbies y su vida social

Toda esta información ayuda a la SSA evaluar la severidad de sus síntomas y limitaciones afectan a su capacidad para completar las tareas diarias. Esto a su vez permite que la SSA para analizar la forma de sus síntomas y limitaciones afectan a su capacidad para completar las funciones típicas de trabajo. La Forma SSA-3373 proporciona información crucial acerca de su condición médica y si es o no elegible para la incapacidad del Seguro Social.

¿Cómo se llena el Informe de Función?

La información que proporcione en su informe funcional se combina con otra información en su reclamo para decidir si el Seguro Social le otorga beneficios. Por ello, es recomendable lo siguiente:

  • Tome el tiempo para entender y completando el formulario. Parte de la información que se pide en el Informe funcional es una repetición de detalles que ya han presentado en otros formularios. El formulario también es largo y pide muchos detalles. Invierta el tiempo necesario para llenar todas las partes.
  • Responda en el plazo definido. Si usted no puede completar y devolver este formulario en el plazo previsto, le podrían desestimar su reclamación. Mantenga su solicitud de incapacidad activa mediante el cumplimiento de la fecha límite de la SSA o consulte con su abogado para que este lo envíe inmediatamente por el sistema electrónico del Seguro Social
  • Sea honesto en sus respuestas. Debe proporcionar una evaluación precisa y honesta de sus actividades de la vida diaria en este formulario. Tenga en cuenta también que el Seguro Social normalmente solicita información sobre su condición médica a múltiples fuentes y familiares, y no solamente a usted o su médico.
  • No deje espacios en blanco en el formulario. Cada pregunta sobre el Informe funcional requiere una respuesta, incluso si la respuesta que dan es “no aplicable”, “no se aplica” o “no sé”. Los espacios en blanco causan que la SSA tenga más preguntas o dudas sobre su condición. Los espacios en blanco pueden retrasar su reclamo y también puede conducir a una denegación de los beneficios.

La información que proporcione en el Formulario SSA-3373 es muy importante para decidir su elegibilidad para beneficios de incapacidad. Es posible que desee considerar la obtención de ayuda con esta forma y en el tratamiento de todas las demás preguntas de la SSA. Un abogado de Seguro Social le puede ayudar con el formulario y aclararle todas las dudas que tenga para así evitar cometer cualquier error.

Si usted entiende que está incapacitado y no puede trabajar a causa de una condición médica, llame al 787-344-9219 para una consulta gratis con un abogado de Seguro Social aquí mismo en Puerto Rico o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com

Recuerde que nada de lo anterior debe ser considerado como consejo legal y es solo para información general. Todo lo anterior tiene que ser corroborado directamente con el Seguro Social y/o con un abogado de seguro social para que le brinden más detalles y verifiquen la información.

Continue Reading No Comments

Incapacidad del Seguro Social por Aneurisma de la Aorta

La Incapacidad del Seguro Social por una Anuerisma de la Aorta o alguna condición severa del Corazón

La Administración del Seguro Social (SSA) considera que una aneurisma de la aorta podría dar paso a una incapacidad si usted cumple ciertos requisitos. Una aneurisma puede ser una condición médica muy grave y potencialmente mortal. Se estima que los aneurismas se producen en 30,000 personas en los Estados Unidos solamente.  La mayoría de las personas que sufren de esta condición médica grave serían incapaces de mantener un trabajo sustancial y lucrativo. Estos trabajadores incapacitados pueden preguntarse cómo van a sobrevivir hasta fin de mes sin una fuente de ingresos.  Afortunadamente, los beneficios de incapacidad del Seguro Social pueden ayudarlo.  Si usted o alguien que usted conoce ha sufrido de un aneurisma de la aorta o de las ramas principales de la aorta, la siguiente información le ayudará a entender cómo su condición lo podría hacer elegible para beneficios del Seguro Social. Debido a que hay muchas variantes y excepciones, siempre recomendamos que consulte su caso de incapacidad con los abogados de seguro social llamando al 787-344-9219 para una consulta gratis y confidencial aquí mismo en Puerto Rico.

El aneurisma en la aorta y sus síntomas

Una aneurisma es una dilatación anormal de las arterias. Esta dilatación es causada por un debilitamiento de la pared arterial. Si bien los aneurismas pueden ocurrir en cualquier arteria del cuerpo, los aneurismas más comunes se producen en la aorta o sus ramas principales.

Hay una variedad de factores que pueden contribuir al desarrollo de un aneurisma. Las causas comunes de un aneurisma incluyen la aterosclerosis, la hipertensión, trauma, infección o trastornos del tejido conectivo adquiridas. La genética también puede jugar un papel en la probabilidad de un individuo de desarrollar la condición. La mayoría de los aneurismas son asintomáticos, pero hay algunos síntomas que pueden ser muy dolorosas y pueden conducir a la enfermedad tromboembólica, ruptura o disección espontánea. En estos casos, un aneurisma puede ser fatal.

Si un médico sospecha que un paciente tiene un aneurisma, éste llevará a cabo una variedad de pruebas médicas, incluyendo las pruebas de imagen, resonancia magnética y angiografía. Si un aneurisma está presente y no se ha roto, el tratamiento implica la modificación de los factores de riesgo incluyendo el mantenimiento de niveles de presión arterial y cirugías de injerto de stent  endovasculares. Si un aneurisma ya se ha roto, entonces el tratamiento implicará injerto sintético quirúrgica abierta o injerto de stent endovascular para reparar inmediatamente la ruptura.

Incluso con tratamiento, un aneurisma de la aorta o grandes ramas puede ser potencialmente mortal. Las personas que sufren de esta condición se enfrentarán a un impacto significativo en su capacidad para realizar las tareas del día a día, incluyendo la actividad normal de trabajo. Debido a esto, aquellos que sufren de un aneurisma de la aorta o grandes ramas debería considerar la presentación una solicitud de Incapacidad al Seguro Social.

Los Requisitos para una Incapacidad del Seguro Social por una aneurisma de la aorta o sus ramas

La Administración de Seguridad Social reconoce aneurisma de la aorta o sus ramas como una incapacidad bajo el Listado 4.10. Es importante entender, sin embargo, que ciertas condiciones se deben cumplir para poder cualificar para los beneficios de incapacidad del Seguro Social en base a este diagnóstico. El diagnóstico en sí no será suficiente para tener derecho a los beneficios que necesita.

Con el fin de cualificar para beneficios de incapacidad con un aneurisma de la aorta o sus ramas principales, la aneurisma debe ser demostrada por las imágenes médicas o CT Scan/MRI. La aneurisma debe estar descontrolada aun con los tratamientos que hayan sido prescritos su doctor. Si su condición específica cumple con estas directrices y su abogado puede probar este hecho a través de la evidencia médica documentada, es probable que cualifique para los beneficios de Seguro Social por incapacidad durante la etapa inicial de su solicitud.

En caso de que la aneurisma no cumple con las directrices específicas que han sido publicados por el Seguro Social, pero todavía le impide realizar cualquier tipo de actividad de trabajo, usted todavía pudiese obtener los beneficios de incapacidad del Seguro Social que necesita, pero es probable que tenga que enfrentar un proceso complicado  de apelación para probarle su caso a la Administración del Seguro Social.

Aneurisma de la caja de su discapacidad de la Seguridad Social aorta y ramas principales y

Si su condición cumple con todos los criterios bajo las normas de discapacidad de la SSA, lo más probable es que va a ser aprobado para beneficios de incapacidad durante la fase de aplicación inicial. Sin embargo, si hay alguna duda en cuanto a si su condición cumple con estas directrices específicas o le impide realizar cualquier tipo de trabajo, es probable que su reclamación sea rechazada y tendrá que presentar una reconsideración o una apelación ante la Administración de Seguro Social.

Es importante entender que casi el 80 por ciento de las reclamaciones de incapacidad son negadas por el Seguro Social durante el proceso de aplicación inicial. Si su reclamo es uno de ellos, debe considerar contratar los servicios de un abogado de Incapacidad del Seguro Social. Estos profesionales pueden representarlo en su apelación y le ayudará a obtener las pruebas necesarias para probar su caso de incapacidad.  La contratación de un abogado aumentará las posibilidades de que le aprueben su reclamación de incapacidad.

Si usted entiende que está incapacitado y no puede trabajar a causa de una condición médica o por una aneurisma, llame al 787-344-9219 para una consulta gratis con un abogado de Seguro Social aquí mismo en Puerto Rico o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com

Recuerde que nada de lo anterior debe ser considerado como consejo legal y es solo para información general. Todo lo anterior tiene que ser corroborado directamente con el Seguro Social y/o con un abogado de seguro social para que le brinden más detalles y verifiquen la información.

Continue Reading No Comments

La Incapacidad del Seguro Social para Veteranos

La Incapacidad del Seguro Social en Puerto Rico para Veteranos

Es bastante común que los veteranos tengan reclamaciones de incapacidad del Seguro Social y reclamaciones de incapacidad de Veteranos al mismo tiempo. De hecho, muchos veteranos reciben beneficios de incapacidad de veteranos antes de solicitar una incapacidad del Seguro Social. Los beneficios por incapacidad del VA, también conocido como incapacidad relacionada con el servicio, no se basan en los ingresos, por lo que puede recibir una compensación por incapacidad del VA y otra del Seguro Social al mismo tiempo. Debido a que hay muchas variantes y excepciones, siempre recomendamos que consulte su caso con los abogados de seguro social llamando al 787-344-9219 para una consulta gratis y confidencial aquí mismo en Puerto Rico y cerca del Fort Buchanan.

Diferencias entre la Incapacidad del Seguro Social (incapacidad total) y la Incapacidad de Veteranos (incapacidad en porcentaje)

Una diferencia importante entre la incapacidad del Seguro Social y la incapacidad de los veteranos es que usted no necesita estar totalmente incapacitado para ser elegible para la compensación del VA. De hecho, la mayoría de los veteranos que reciben compensación del VA no reciben una calificación de incapacidad total. Los veteranos pueden recibir una calificación compensable tan bajo como 10% (y pueden tener una calificación tan baja como 0%). (En muchos casos, tiene sentido obtener una calificación de 0% a pesar de que no es compensable. La razón de esto es que significa que el veterano por lo menos ha demostrado una incapacidad relacionada con el servicio – que puede deteriorarse en un problema más grave y luego convertirse en una incapacidad compensable.

La incapacidad del Seguro Social, por el contrario, no compensa a los reclamantes por incapacidad basándose en una pérdida parcial de empleabilidad. Usted está totalmente inhabilitado o no está incapacitado bajo este programa. Otra diferencia importante entre los dos programas es la “regla del médico tratante”. En la ley del Seguro Social, una vez se ha establecido que el médico del reclamante es un “médico tratante”, la opinión del profesional médico se le da más deferencia. Esta puede ser la diferencia entre ganar o perder un reclamo de incapacidad.  A cambio, para el VA, la opinión del médico tratante no se le da un peso deferente, ya que para el VA las decisiones se basan en todo el récord médico y no se le da peso extra a ninguna evidencia particular. Además, puede ser difícil conseguir que un médico tratante le dé una opinión útil sobre la incapacidad con el propósito de obtener beneficios para los veteranos, especialmente si el médico trabaja para el VA.

¿Obtener beneficios en un programa le ayuda a obtener beneficios en el otro programa?

¿Tener un beneficio bajo algún programa hace que el otro beneficio sea más fácil? En general, la respuesta es sí, pero depende de varias circunstancias. La aprobación del VA puede ayudar a obtener la incapacidad del Seguro Social. Si usted es el recipiente de una calificación VA muy alta (70% o más), entonces sus posibilidades de éxito en su reclamación de discapacidad de Seguro Social son bastante altos. Esto se debe a otra agencia federal ya ha encontrado que usted es incapaz de trabajar o que está en un nivel donde el trabajo a tiempo completo sería muy difícil. Una de las ventajas de muchos veteranos con altas calificaciones de incapacidad es que, si bien la VA sólo considera las incapacidades relacionadas con el servicio, el Seguro Social considerará todos los impedimentos, aun si estos están relacionados con el servicio militar o no.

Debido a la similitud entre un hallazgo de incapacidad de VA y lo que significa ser incapacitado bajo el programa de incapacidad del Seguro Social, los tribunales federales de circuito han indicado que las calificaciones de incapacidad del VA tienen derecho a “gran peso” (ver, McCartey v. Massanari, 298 F.3d 1072 (9 de enero de 2002), Chambliss v. Massanari, 269 F.3d 520, 522 (5to Cir., 2001), Brady v. Heckler, 724 F.2d 914, 921 ), y De Loatche v. Heckler, 715 F.2d 148, 150 n.1 (4th Cir. 1983). Y un tribunal de circuito dijo que las calificaciones de incapacidad de VA tenían derecho a “peso sustancial”. (Kane v. Heckler, Además, la Resolución del Seguro Social 06-3p dice que la decisión y la evidencia usada para tomar la decisión del VA “pueden proveer información sobre la incapacidad mental y física del individuo” y muestran el grado de incapacidad determinado por estas agencias basado en sus reglas. Todo esto se reduce al hecho de que el Seguro Social debe saber que usted fue aprobado para beneficios de incapacidad en la toma de su decisión sobre los beneficios.

La aprobación del Seguro Social no necesariamente le ayuda a obtener beneficios de VA.

Desafortunadamente, si usted está incapacitado bajo las reglas del Seguro Social, el VA puede no darle tanto peso a la decisión del Seguro Social, ya que normalmente no está claro si la incapacidad se basa en discapacidades relacionadas con el servicio o sin servicio.  Muchos veteranos tienen una amplia gama de tipos de discapacidades, y el VA puede ser rápido para atribuir la incapacidad total a una serie de discapacidades sin servicio. El VA debe ser capaz de hacer una determinación específica sobre qué discapacidades impiden su empleabilidad. Para convencer a la VA de que la discapacidad fue causada por impedimentos relacionados con el servicio, un veterano puede necesitar contratar a un Experto Vocacional para atribuir específicamente la incapacidad laboral a discapacidades relacionadas con el servicio.

Aun así, el VA debe proveer el récord de Seguro Social completo y la decisión, ya que esto podría proporcionar evidencia clave para su reclamación del VA. (Véase Brown v. Derwinski, 2 Vet. App. 444, 448 (1992), Murincsak v. Derwinski, 2 Vet. App. 363, 370-72 (1992), véase también, Beaty v. Brown, 6 Vet. App. 532, 538 (1994). A pesar de que una decisión de la incapacidad del Seguro Social no recibe deferencia especial, el VA debe considerar los récords del Seguro Social. (Un tribunal dijo: “Como parte de la obligación del Secretario de revisar un expediente completo y completo, el VA debe obtener evidencia de la Administración del Seguro Social, incluyendo cualquier decisión del juez de derecho administrativo, y darle consideración y peso apropiados”. (Murincsak v. Derwinski, 2 Vet. App. 363, 372 (1992)).

Si usted entiende que está incapacitado y no puede trabajar a causa de una condición médica, llame al 787-344-9219 para una consulta con un abogado de Seguro Social aquí mismo en Puerto Rico o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com

Recuerde que nada de lo anterior debe ser considerado como consejo legal y es solo para información general. Todo lo anterior tiene que ser corroborado directamente con el Seguro Social y/o con un abogado de seguro social para que le brinden más detalles y verifiquen la información.

 

Continue Reading No Comments

Incapacidad del Seguro Social por Insuficiencia Venosa

La Incapacidad del Seguro Social por Insuficiencia Venosa Crónica (IVC)

Condiciones y Síntomas del IVC – En el sistema circulatorio humano, las arterias transportan sangre rica en oxígeno por todo el cuerpo. Después de que el oxígeno haya sido entregado a su destino en los otros órganos y las extremidades, las venas devuelven la sangre ahora pobre en oxígeno a los pulmones, donde puede ser re-oxigenada. En las piernas, las contracciones de los músculos obligan a la sangre hacia arriba hacia el corazón, contra la atracción de la gravedad. Pequeñas válvulas unidireccionales en las venas evitan que la sangre fluya hacia atrás hacia abajo en las piernas para que pueda hacer el viaje de regreso a los pulmones para obtener más oxígeno. A veces estas válvulas fallan, haciendo que la sangre se acumule en las extremidades inferiores. Cuando la sangre es incapaz de regresar al corazón para obtener más oxígeno, la presión sanguínea en estas venas se eleva durante largos períodos de tiempo. Esta condición resultante se conoce como insuficiencia venosa crónica y usted puede tratar de reclamar la incapacidad del Seguro Social por esa condición, según le explicaremos en más detalle a continuación.  Debido a que hay muchas variantes y excepciones, siempre recomendamos que consulte su caso de incapacidad con los abogados de seguro social llamando al 787-344-9219 para una consulta gratis y confidencial aquí mismo en Puerto Rico.

Puede haber varias causas diferentes para el fallo de estas válvulas venosas. Pueden dañarse por el proceso de envejecimiento, por períodos prolongados de estar sentado o de pie, por lesiones, o por cualquier combinación de estos.

Los síntomas comunes de la insuficiencia venosa crónica (IVC) incluyen:

  • Hinchazón en las extremidades inferiores, especialmente después de largos períodos de reposo;
  • Dolores o cansancio en las piernas;
  • Venas varicosas;
  • Picazón o escamas en la piel de los pies o las piernas; o
  • Cambios en la apariencia de la piel en las piernas

Si no se trata, la sangre agrupada en las extremidades inferiores puede coagularse y causar una condición llamada trombosis. Cuando estos coágulos se forman en venas profundas, el resultado se conoce como trombosis venosa profunda. Esta condición es particularmente peligrosa porque estos coágulos pueden desalojarse y migrar a los pulmones, lo que resulta en una embolia pulmonar la cual puede poner en peligro su vida. Otras consecuencias potenciales de IVC pueden incluir edema (agrupación de líquido, por lo general en las piernas), alteraciones de la piel, y un mayor riesgo de úlceras y celulitis.

La IVC se puede tratar mediante el uso de medias de compresión para mantener la presión sobre las piernas para que la sangre vuelva hacia arriba hacia el corazón. Se pueden usar anticoagulantes para prevenir la formación de coágulos. En casos más avanzados, o casos en los que se ha producido trombosis venosa profunda, puede ser necesaria una intervención quirúrgica para cerrar o eliminar las venas problemáticas.

Presentando su caso de Incapacidad al Seguro Social con un Diagnóstico de Insuficiencia Venosa Crónica

La Administración de Seguro Social (SSA) ha determinado que la Insuficiencia venosa crónica es una de las condiciones incapacitantes que pueden cualificar a una persona para recibir beneficios de Seguro Social por Incapacidad. En el listado de impedimentos de la SSA (comúnmente conocido como el “Libro Azul”), IVC se enumera como una dolencia cardiovascular. Para cualificar para los beneficios, la condición debe cumplir ciertos criterios diagnósticos relacionados con la gravedad del deterioro que esta condición causa. Estos criterios son los siguientes:

  • Insuficiencia venosa crónica de una extremidad inferior que involucra el sistema venoso profundo y una de las siguientes:
  • Edema musculoso extenso (una hinchazón causada por la acumulación de líquido en los tejidos del cuerpo) que involucra por lo menos 2/3 del área de la pantorrilla o el tercio inferior de la pierna entre la cadera y el tobillo, o
  • Venas varicosas de superficie, o dermatitis por estasis (una condición inflamatoria de la piel) y ulceraciones recurrentes o persistentes que no han respondido a al menos 3 meses de tratamiento prescrito.

La IVC se diagnostica típicamente en las etapas iniciales mediante una revisión de los síntomas. El diagnóstico se puede confirmar a través de lecturas de ultrasonido de los patrones de flujo sanguíneo.

Su caso de incapacidad por insuficiencia venosa crónica

Si las complicaciones de la insuficiencia venosa crónica han perjudicado su capacidad de trabajar, usted podría tener derecho a recibir beneficios de Seguro Social por incapacidad luchando el caso con uno de nuestros abogados. Dado que la enfermedad tiene que estar en un estado avanzado para cumplir con los criterios de cualificación, los récords médicos son absolutamente esenciales. Como resultado, sería sumamente beneficioso que su caso sea evaluado por un abogado de incapacidad del Seguro Social.

Casi 3 de cada 4 solicitudes de beneficios por incapacidad son denegadas cuando son presentadas por primera vez. Aunque el gobierno está tratando de evitar que los beneficios se distribuyan a quienes no se los merecen, lo malo es que el acceso a estos fondos para las personas con una necesidad legítima puede ser muy difícil de obtener. Para los reclamantes cuya solicitud se ha denegado, la única opción es apelar la decisión inicial. Aunque esto puede parecer una solución simple, la duración del proceso de apelación puede ser bastante larga. La parte frustrante es que muchos de estos casos se niegan simplemente debido a errores en el papeleo de la aplicación. Realmente no es ninguna sorpresa que algunos reclamantes abandonen el proceso antes de que su caso sea resuelto. Aún más trágico es el hecho de que algunos no sobreviven el tiempo suficiente para recibir los beneficios que pudieron haber obtenido si se presentaba correctamente desde la etapa incial.

Un abogado con experiencia en la incapacidad del Seguro Social puede trabajar con usted y sus médicos para asegurarse de que su solicitud se presente correctamente la primera vez, ahorrándole tiempo y los problemas de tener que hacer una apelación que tome mucho tiempo. Si usted entiende que está incapacitado y no puede trabajar a causa de una condición médica o por insuficiencia venosa, llame al 787-344-9219 para una consulta gratis con un abogado de Seguro Social aquí mismo en Puerto Rico o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com  También nos puede enviar un e-mail a: segurosocialporincapacidad@gmail.com

Recuerde que nada de lo anterior debe ser considerado como consejo legal y es solo para información general. Todo lo anterior tiene que ser corroborado directamente con el Seguro Social y/o con un abogado de seguro social para que le brinden más detalles y verifiquen la información.

 

Continue Reading No Comments

La Incapacidad del Seguro Social por Fibromialgia

¿Me puedo incapacitar por tener fibromialgia?

 Preguntas al abogado de Seguro Social – La incapacidad del Seguro Social en Puerto Rico por la condición de fibromyalgia

Frecuentemente a los abogados de seguro social le consultan si una persona se puede incapacitar por tener fibromialgia o “FM”. Según exponemos a continuación, es posible que a usted le concedan los beneficios del Seguro Social por Incapacidad por tener fibromialgia severa, a pesar de que esta condición no está  listada todavía en la lista de incapacidades del Seguro Social.  Debido a que hay muchas variantes de esta condición, recomendamos que consulte con un abogado de seguro social al 787-344-9219 para una orientación gratis y confidencial o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com para obtener más información sobre la incapacidad.

¿Qué es la fibromialgia?

La fibromialgia es la enfermedad reumática más común después de la osteoartritis. Sin embargo, a menudo se diagnostica mal y está mal entendida. Sus características incluyen dolor muscular generalizado y dolor de las articulaciones, fatiga y otros síntomas relacionados. La fibromialgia también puede llevar a la depresión y al aislamiento social.

Las personas con fibromialgia a menudo describen sus síntomas como una infección similar a la gripe pero que no se le va. Dicha condición, le deja exhausto e incapaz de pensar o encontrar las palabras adecuadas para decir (síntomas de fibro niebla). Con la fibromialgia, se tiene problemas para dormir y se despierta rígido y adolorido. Sus síntomas pueden ser debilitantes y usted probablemente se sentirá como si usted tiene que esforzarse para hacer hasta las cosas más sencillas.

Los 12 síntomas más típicos de la fibromialgia:

  • Dolor en todo el cuerpo
  • fatiga y cansancio
  • dificultad para dormir
  • falta de concentración o niebla mental
  • rigidez por la mañana
  • Nudos musculares, calambres, y/o debilidad
  • trastornos digestivos
  • Dolores de cabeza / migrañas
  • problemas de equilibrio
  • Picazón en la piel / ardor
  • Se te duermen los pies y las extremidades
  • Problemas con la memoria

¿Cómo evalúa el Seguro Social la fibromialgia?

Desafortunadamente, el Seguro Social no tiene una lista de incapacidad para la condición conocida como fibromialgia, pero la Administración del Seguro Social (SSA) publicó recientemente una orden para dar orientación de dicha incapacidad a los examinadores y los jueces de derecho administrativo (ALJ) sobre la forma para estos evaluar los casos de fibromialgia. Esta resolución debería ayudar a reducir el número de reclamantes de fibromialgia que se les niega en la fase de aplicación inicial los beneficios por incapacidad. Aun así, muchos pacientes con FM seguirán siendo negados beneficios. Estos pacientes no deben darse por vencido, sino que deben continuar su reclamo de incapacidad a través del proceso de apelación con un abogado para el Seguro Social por Incapacidad, que conozca los requisitos que deben considerarse para esta deficiencia en particular (que también se conoce a veces como fibromiositis).  Generalmente, para que el Seguro Social determine que usted tiene fibromialgia severa e incapacitante, tiene que estar en tratamiento frecuente (ya sea mensualmente, o cada dos a tres meses) con un Reumatólogo. Típicamente, no es suficiente para que lo incapaciten estar visitando solamente al médico generalista o a un médico internista aunque este le haya diagnosticado también la fibromialgia.

Esta nueva resolución del Seguro Social debería ayudar a reducir el número de reclamantes de fibromialgia que se les niega en la fase de aplicación inicial, sino presentar una apelación y eventualmente ganar beneficios por incapacidad. Aun así, muchos pacientes con FM seguirán siendo negados beneficios. Estos pacientes no deben darse por vencido, sino que deben continuar su reclamo de incapacidad a través del proceso de apelación, teniendo en cuenta la forma en la Administración del Seguro Social considera que esta deficiencia en particular (que también se conoce como fibromiositis).

¿Cómo trabaja el Seguro Social los casos de fibromialgia?

Tradicionalmente, cuando un examinador de reclamaciones de incapacidad recibía un caso en el que la única alegación era la fibromialgia, las perspectivas de una aprobación inicial era poca. Los examinadores de incapacidad en general le dieron poca importancia a una reclamación de la fibromialgia a menos que otra condición estuviese presente, como la artritis o discos herniados. Por ejemplo, si un reclamante hizo una reclamación por incapacidad y los principales impedimentos son la fibromialgia y la artritis reumatoide y la enfermedad degenerativa del disco, la alegación de la fibromialgia se le daba más peso. Esto puede deberse a que la fibromialgia es vista como una extensión lógica y plausible a lo que se piensa generalmente en como impedimentos “más probables”. Como resultado de ello, a menos que un diagnóstico de fibromialgia se realice en conjunto con otro diagnóstico, sobre todo uno de carácter músculo-esquelético, el reclamante de incapacidad con FM tenía pocas posibilidades de que se le aprobara su caso.

La naturaleza subjetiva de la fibromialgia. Parte del problema tiene que ver con la naturaleza de la fibromialgia en sí. La fibromialgia es un impedimento cuyos síntomas son muy subjetivos y cuyas causas no se entienden completamente. Debido a que sus síntomas y causas varían de una persona a otra, la profesión médica todavía está tratando de averiguar las causas de la FM y los examinadores de incapacidad no estaban seguros de cómo clasificar estos casos.

Diagnóstico “Catchall”. De hecho, cuando un médico de atención primaria le da a un paciente un diagnóstico de fibromialgia sin un diagnóstico de corroboración por un especialista, a un examinador de incapacidad le puede parecer que el médico le dio al paciente una etiqueta por falta de una mejor manera de diagnosticar el dolor de un paciente. Y, por desgracia, esto era a menudo el caso en el pasado. Muchas veces, cuando los médicos de familia fueron incapaces de encontrar razones para el dolor de sus pacientes, le diagnosticaban “fibromialgia” como la causa. Afortunadamente, esto está pasando cada vez menos debido a que los médicos se están familiarizando con la fibromialgia. Pero aún así, como resultado, un diagnóstico de fibromialgia realizado por un traumatólogo o reumatólogo hará aún más creíble su condición a un examinador de incapacidad y fortalecerá una reclamación por incapacidad del Seguro Social, en comparación con situaciones en las que el diagnóstico de fibromialgia se ha hecho por un internista o médico de familia.

Demostrando que tienes un deterioro médicamente determinable

Incluso para ser considerado para los beneficios por incapacidad, debe tener un impedimento que haya sido establecido por las pruebas médicas, incluyendo síntomas objetivos y pruebas de laboratorio – su deterioro no se puede establecer sobre la base de los síntomas por sí solos.  Esto se llama tener un “impedimento médicamente determinable.” Demostrando esto puede ser difícil con FM, ya que la evidencia de la enfermedad se basa en los informes subjetivos de dolor, la fatiga y la “niebla fibro”, y el Seguro Social debe ver señales médicas de un impedimento que razonablemente podría esperarse para producir sus síntomas.

Nueva determinación del Seguro Social sobre la FM. Afortunadamente, en julio de 2012, el Seguro Social dictó una resolución explicando cuando fibromialgia debe ser encontrada como un impedimento médicamente determinable (MDI). La resolución exige que los examinadores y jueces dependan de los criterios emitidos por el Colegio Americano de Reumatología (ACR) para determinar si el solicitante tiene fibromialgia, y por lo tanto tiene un MDI. Hay dos alternativas en los criterios de la ACR que se pueden utilizar en la determinación de si tiene fibromialgia; cualquiera de los dos será suficiente.

El Colegio Americano de Reumatología requiere lo siguiente para el diagnóstico de la fibromialgia:

  • Evidencia de dolor generalizado crónico, incluyendo dolor en la espalda, el cuello o el pecho;
  • evidencia que demuestre que su médico descartó otras enfermedades que podrían causar los mismos síntomas (los síntomas de la fibromialgia a menudo se superponen con los de lupus, hipotiroidismo, y la esclerosis múltiple), tales como las pruebas de laboratorio y las notas de los exámenes médicos, y

Uno de los siguientes:

  • Tener señalado sitios en al menos 11 de 18 áreas de los puntos sensibles del cuerpo, con puntos dolorosos que ocurren en ambos lados del cuerpo y por encima y por debajo de la cintura. En pruebas de puntos sensibles, el médico debe aplicar la cantidad aproximada de presión necesaria para blanquear su propia imagen en miniatura. o,
  • Manifestaciones repetidas de seis o más síntomas de la fibromialgia, signos o condiciones que a menudo ocurren con la FM, especialmente fatiga, falta de sueño, problemas cognitivos o de memoria (“fibro niebla”), la depresión, la ansiedad o el síndrome de intestino irritable (SII). Otros posibles síntomas incluyen dolor de cabeza, debilidad muscular, dolor abdominal, fenómeno de Raynaud, convulsiones y mareos.

En fin, ¿Cuáles son las quejas subjetivas que el Seguro social toma como “muestras médicas” en el caso de la fibromialgia? Esto ocurre cuando es un síntoma es una anomalía que se puede documentar mediante técnicas de diagnóstico clínico que han sido aceptadas por la profesión médica, según establecido por la ACR.

Evaluación. El examinador del SS asignado a su reclamo revisará su historial clínico para ver si incluyen pruebas de los criterios anteriores. El examinador leerá las notas de su médico sobre sus quejas de dolor, la fatiga y las posibles dificultades cognitivas. Para evaluar la credibilidad de sus quejas, el administrador de reclamos (o el juez, si está en apelación) puede pedirle a su médico que le proporcione información sobre el alcance y la duración de sus deficiencias, su opinión de lo bien que son capaces de funcionar, los tratamientos que fueron utilizados y si funcionaron o tuvieron efectos secundarios, y el tiempo que el médico espera que su capacidad para funcionar va a ser limitado. Cuanto más largo sea su historial médico, mejor. Y si varios médicos están de acuerdo en que usted tiene fibromialgia, esto hace que su caso sea más fuerte.

Otra documentación. Además de utilizar los récords médicos, el Seguro Social podrá solicitar la documentación de los psicólogos y fisioterapeutas que lo han visto y puede llamar a sus familiares, amigos y vecinos, así como sus patrones del pasado. Si la SSA no tiene suficiente información para tomar una decisión, la agencia puede enviarle a un examen consultivo. En el examen, se le ve por un médico que es pagado por la SSA y que informará de si usted tiene FM, su gravedad, su duración, y las formas en que funcionalmente le limitan.

Ahora que los examinadores del Seguro Social tienen orientación que la FM puede ser un impedimento médicamente determinable a pesar de estar basado en gran medida los síntomas subjetivos, deben tomar más en serio la fibromialgia en el nivel inicial de consideración, de manera que los órganos jurisdiccionales que conocen de apelaciones de discapacidad no se vean obligados a revocar la denegación de beneficios por incapacidad para la fibromialgia severa. Sin embargo, debido a que la decisión de la SSA es tan nueva, es probable que tome meses o incluso años para hacer una diferencia en la aprobación de solicitudes iniciales.

Evaluación del Seguro Social después de la determinación de la existencia de un MDI 

Si el Seguro Social determina que usted tiene un impedimento médicamente determinable de la fibromialgia, de acuerdo con los criterios de la ACR, la evaluación del Seguro Social no ha terminado; de hecho, acaba de comenzar.

Requisitos técnicos. En primer lugar, el SSA investigará si usted está haciendo cualquier trabajo (lo cual usualmente causa la denegación inmediata del caso), si el FM es grave (tiene más de un efecto mínimo en su capacidad para trabajar), y si su impedimento durará por lo menos 12 meses.

Igualando una lista del Seguro Social. Si pasa estas pruebas, el Seguro Social examinará a continuación si su FM solo o en combinación con otros impedimentos pueden considerarse equivalente a alguna de las incapacidades enumeradas en su Libro Azul de impedimentos (como, por ejemplo, la artritis reumatoide).

Evaluación de RFC. Si su condición no “igual” un impedimento, el Seguro Social evalúa entonces la capacidad funcional residual (RFC) para determinar si hay algún trabajo que usted puede hacer, incluyendo su trabajo anterior. Una evaluación RFC es una evaluación de su capacidad para realizar los distintos niveles por esfuerzo de trabajo; por ejemplo, si usted no puede levantar más de 10 libras, se le dará un RFC sedentario. La SSA basa su RFC en su historial clínico, las opiniones de los médicos y especialistas, y las declaraciones de usted y, posiblemente, miembros de su familia. En la evaluación de su RFC, la SSA contará con la opinión de su médico en cuanto a sus habilidades, al igual que el tiempo que puede estar de pie, sentarse y caminar, cuánto puede levantar, y lo bien que puede enfocar y recordar instrucciones. Estas limitaciones funcionales son la clave para demostrarle a la SSA por que usted no puede trabajar.

Además de asignarle un nivel de esfuerzo, la evaluación RFC incluirá limitaciones, lo que puede descartar varios trabajos en su nivel de esfuerzo. Por ejemplo, digamos que se le da un RFC sedentario, pero tu RFC también dice que usted necesita tomar descansos frecuentes. Esto limitaría los tipos de trabajos sedentarios que usted puede hacer. Del mismo modo, si usted no puede usar sus manos para los movimientos de motor finos, esto limitaría aún más los tipos de trabajos sedentarios que usted puede hacer. La reciente resolución de la SSA sobre la fibromialgia afirma que el dolor de FM y la fatiga pueden causar pérdidas de esfuerzo y limitaciones mentales que descartan  loa posibilidad de hacer algunos tipos de trabajo.

Después de crear su RFC, el Seguro Social comparará a los tipos de trabajos disponibles para alguien con su nivel de RFC y limitaciones. Si su RFC descarta todos los puestos de trabajo, incluso el trabajo sedentario, se encontrará probablemente que usted esta incapacitado.

Si no puede trabajar a causa de una de estas condiciones médicas las cuales ya hayan sido diagnosticada por un doctor y necesita el Seguro Social por Incapacidad, llame al 787-344-9219 para una consulta con un abogado de Seguro Social aquí mismo en Puerto Rico o visite la página de www.segurosocialporincapacidad.com  para más información.

Nada de lo anterior debe ser considerado como consejo legal y es solo para información general. Todo lo anterior tiene que ser corroborado directamente con el Seguro Social o con un abogado de seguro social para que le brinden más detalles y verifiquen la información.

Continue Reading 4 Comments